DISPONIBLES EN AMAZON

Saturday, September 8, 2012

De los peligros de la clonación humana


La ingeniería genética ha abierto nuevos horizontes para la ciencia. La clonación de la primera oveja nos muestra un simple ejemplo de lo que es capaz la ciencia. Hoy se hacen experimentos y se procura saber la forma como clonar humanos, si es que ya no lo hacen en laboratorios privados. En un canal norteamericano que no mencionaré su nombre se presentará un documental que afirma que la ciencia está muy cerca de crear humanos a la orden de la gente. Sí, con la simple disposición del material genético de sus seres queridos, incluso, de los ya fallecidos, pudieran crearle una copia o un clon de laboratorio. ¡¡¿Cómo?!! Sí, la ciencia parece dirigirse en ese camino. Algunos piensan sobre el tema de forma más positiva u optimista posible, otros por su parte ven esto como una gran tragedia humana.  Por ejemplo, este tema ya fue tocado por autores de ficción como el Dr. Rafael Fernández Rosa. Fernández Rosa nació en Alcalá del Valle (Cádiz) en 1940, y está doctorado en Medicina y Cirugía por la Universidad de Madrid. Ejerció de médico generalista y de psicólogo, hasta doctorarse en Biología y Bioquímica en la Universidad Latinoamericana. Investiga en el campo de la neurobioquímica del envejecimiento en el régimen privado. Él es el autor de una novela llamada ‘El Cuarto reich’ y propone en su ficción que: “A mediados de los años 90 del siglo XX, un grupo de nazis supervivientes de la II Guerra Mundial, iniciaron en Berlín la semilla del Cuarto Reich, el Renacimiento de Adolf Hitler, con la ayuda de científicos genetistas. Clonaron a Adolf Hitler, Francisco Franco y el Duce Mussolini, para dirigir al futuro ejército en la próxima Guerra Mundial, con la esperanza de adueñarse del Mundo.” Dice una reseña de su libro: “A mediados de los años 90 del pasado siglo, un grupo de nazis supervivientes de la II Guerra Mundial crearon en secreto, a las afueras de Berlín, en pleno corazón de la civilización occidental, la semilla del Cuarto Reich. Con la ayuda de los mejores científicos genetistas se propusieron usar la ciencia y los tesoros escondidos del III Reich para clonar a tres de los mayores tiranos de Europa: Adolf Hitler, Francisco Franco y el Duce Mussolini. Ahora, los ancianos, arropados por las nuevas facciones fascistas que surgen en el mundo, ven como el resurgimiento de sus líderes está a punto de producirse, y con ellos una nueva y terrorífica Guerra Mundial, si nadie logra evitarlo”. Esta novela, aunque es ficción narrativa, hay que tomarla con pinzas, ya que la ciencia moderna pareciera ir en esa dirección de poder crear clones de humanos. Sabemos que el imperio del Nuevo Orden Mundial se ha adueñado ha procurado controlar todas las plataformas sociales del mundo, y dentro de estas la propia tecnología. Todavía las filosofías racistas siguen vigentes en al mundo, así como el antisemitismo. Si usted lee el Apocalipsis de la Sagrada Biblia y lo ve con una óptica futurista, hay que estar preparado para lo que se avecina.    
“La bestia que has visto, era, y no es; y está para subir del abismo e ir a perdición; y los moradores de la tierra, aquellos cuyos nombres no están escritos desde la fundación del mundo en el libro de la vida, se asombrarán viendo la bestia que era y no es, y será.” (Apocalipsis 17:8)
Para algunos, cuando dice: “la bestia que era y no es, y será” pudiera referirse a un sistema anticristiano que resurgirá en el fin de los tiempos, para otros, es una clara referencia a la reaparición del último anticristo que tuvo la tierra, Adolfo Hitler.  La cosa se complica, cuando la ciencia pone a la facilidad la clonación de más de uno de estos verdugos. No nos queda más remedio que estar alertas ante toda maquinación de hombres.