DISPONIBLES EN AMAZON

Friday, March 29, 2013

Identificando la bestia y su número 666 (Apocalipsis 13:8)

Veamos la humildad con la que hablaban los santos de Dios en la Sagrada Biblia y luego veamos la arrogancia con la cual se expresa el Vaticano (Aquellos que se auto atribuyen el título de vicarios o sustitutos de Dios en la tierra)
 
Veamos, esto es un ejemplo de los santos de Dios:
 
“Mas si aun nosotros, o un ángel del cielo, os anunciare otro evangelio diferente del que os hemos anunciado, sea anatema.”  (Gálatas 1:8) (Apóstol Pablo)
 
“No que lo haya alcanzado ya, ni que ya sea perfecto; sino que prosigo, por ver si logro asir aquello para lo cual fui también asido por Cristo Jesús.  Hermanos, yo mismo no pretendo haberlo ya alcanzado; pero una cosa hago: olvidando ciertamente lo que queda atrás, y extendiéndome a lo que está delante,  prosigo a la meta, al premio del supremo llamamiento de Dios en Cristo Jesús.” (Filipenses 3:12-14)
 
“Y no llaméis padre vuestro a nadie en la tierra; porque uno es vuestro Padre, el que está en los cielos.” (Mateo 23:9)
 
Ahora, bien, Dios mismo por medio de Jesucristo nos advierte que se levantaría un reino anticristiano y engañador. Dice:
“Me paré sobre la arena del mar, y vi subir del mar una bestia que tenía siete cabezas y diez cuernos; y en sus cuernos diez diademas; y sobre sus cabezas, un nombre blasfemo. Y la bestia que vi era semejante a un leopardo, y sus pies como de oso, y su boca como boca de león. Y el dragón le dio su poder y su trono, y grande autoridad. Vi una de sus cabezas como herida de muerte, pero su herida mortal fue sanada; y se maravilló toda la tierra en pos de la bestia, y adoraron al dragón que había dado autoridad a la bestia, y adoraron a la bestia, diciendo: ¿Quién como la bestia, y quién podrá luchar contra ella? También se le dio boca que hablaba grandes cosas y blasfemias; y se le dio autoridad para actuar cuarenta y dos meses. Y abrió su boca en blasfemias contra Dios, para blasfemar de su nombre, de su tabernáculo, y de los que moran en el cielo. Y se le permitió hacer guerra contra los santos, y vencerlos. También se le dio autoridad sobre toda tribu, pueblo, lengua y nación. Y la adoraron todos los moradores de la tierra cuyos nombres no estaban escritos en el libro de la vida del Cordero que fue inmolado desde el principio del mundo. Si alguno tiene oído, oiga.”  (Apocalipsis 13:1-9)
 
7 cabezas
 

 
“Esto, para la mente que tenga sabiduría: Las siete cabezas son siete montes, sobre los cuales se sienta la mujer”  (Apocalipsis 17:9)
 
7 cabezas = Los 7 montes de Roma
 
 Las siete colinas de la Roma antigua eran:
  • El Aventino (Collis Aventinus), (47 metros de alto)
  • El  Capitolino (Capitolinus, que tenía dos crestas: el Arx y el Capitolium), (50 metros de alto).
  • El Celio (Caelius, cuya extensión oriental se llamaba Caeliolus), (50 metros de alto).
  • El Esquilino (Esquilinus, que tenía tres cimas: el Cispius, el Fagutalis y el Oppius), (64 metros de alto).
  • El mone Palatino (Collis Palatinus, cuyas tres cimas eran: el Cermalus o Germalus, el Palatium y el Velia), (51 metros de alto).
  • El Quirinal (Quirinalis, que tenía tres picos: el Latiaris, el Mucialis o Sanqualis, y el Salutaris), (61 metros de alto).
  • El Viminal (Viminalis), (60 metros de alto).

  • Los 10 cuernos:
                              
Veamos ahora la arrogancia, la soberbia y la blasfemia con la cual habla Roma:
 
"El papa posee una dignidad tan grande y tal excelsitud que no es un mero hombre, sino que es como si fuera Dios y es el vicario de Dios""El papa es, por así decirlo, Dios en la tierra, único soberano de los fieles de Cristo, jefe de reyes, plenipotenciario, a quien el omnipotente Dios ha encomendado la dirección no sólo de los asuntos terrenales sino también de los del reino celestial...


"El papa es de tan gran autoridad y un poder tan grande que puede modificar, explicar, o interpretar hasta las mismas leyes divinas. El papa puede alterar la ley divina, ya que su poder no procede del hombre sino de Dios, y actúa como vicegerente de Dios sobre la tierra con amplitud de poder para atar y desatar lo concerniente a los miembros de su grey" (Lucius Ferraris, art. "Papa II," Prompta Bibliotheca, t. 6, pp. 25-29).


"El papa es infalible...No puede errar cuando, como Pastor y Maestro de todo cristiano, define una doctrina concerniente a la fe o moral a la que la iglesia entera ha de adherirse" (A Catechism of Christian Doctrine, p. 16).


"Si el Papa errara imponiendo pecados y prohibiendo virtudes, la iglesia aún estaría obligada", es decir, si el Papa impusiera pecados y prohibiera virtudes, "la iglesia aún estaría obligada a considerar que los pecados son buenos y las virtudes son malas".(Cardenal Belarmino en su libro Romano Pontífice. Citado en el libro de Pedro de Rosa, Vicarios de Cristo, p. 71).  

  "Aquí hay sabiduría. El que tiene entendimiento, cuente el número de la bestia, pues es número de hombre. Y su número es seiscientos sesenta y seis."  (Apocalipsis 13:18)
 
Título que reclama el papa de Roma:  VICARIUS FILII DEI

V = 5
I = 1
C = 100
 
A = 0

R = 0
I = 1

V = 5
S = 0
F = 0
I = 1
L = 50
I = 1
I = 1

D = 500
E = 0
I = 1
 
Suma total = 666
 
Tema relacionado:  Una bestia espantosa y terrible del fin de los tiempos